Likutei Amarim, comienzo de Aprobación

11

Tania, comienzo de Likutei Amarim

SEFER

LIKUTEI AMARIM

(“Recopilación de Enseñanzas”)

PRIMERA PARTE

TITULADO

SEFER SHEL BEINONÍM

(“Libro de los Intermedios”)

Compilado de Libros [Sagrados] y de maestros de santidad celestial, cuyas almas están en Edén; basado en el versículo
“Porque esta cosa está muy cercana a ti, en tu boca y
en tu corazón, para que la hagas”;
explicando claramente cómo es que está excesivamente cerca, tanto de un modo extenso como breve, con ayuda del Santo, bendito sea.

[1]1

Del célebre Rabí y jasid, hombre Divino,
de santo renombre, nuestro maestro
Rabí Meshúlam Zusil de Anípoli.

He visto los escritos de este Rabí y Gaón; este hombre Divino y puro, esta lente luminosa2. El [con sus propios talentos] ha hecho bien, y [lo que es más,] Di-s, en Su maravillosa bondad, ha puesto en su corazón puro [fuerza adicional] para hacer todo esto3 , a fin de mostrar al Pueblo de Di-s Sus sagradas sendas.

Fue su intención [la del Alter Rebe] no publicar estos escritos, porque no es esa su costumbre. Pero dado que estos cuadernos fueron diseminados entre todo [el pueblo de] Israel en numerosas copias por diversos copistas —y debido a la gran cantidad de transcripciones variadas se han multiplicado extremadamente los errores de los copistas—, se vio obligado a llevar estos cuadernos a la prensa.

Di-s ha despertado el espíritu de los [dos] socios, el excepcional y distinguido erudito, Rabí Shalom Shajna, hijo de Rabí Noaj, y el excepcional y distinguido erudito, Rabí Mordejái, hijo de Rabí Shmuel HaLeví4 , para llevar estos cuadernos a la imprenta de Slavita. Los felicito por esta buena acción. Desconfiaban, sin embargo, del creciente número de imprentas que suelen causar daño y arruinar a aquellas acreditadas, por lo que hemos resuelto dar esta aprobación para que ningún hombre alce su mano o su pie5 para causar daño, Di-s no lo permita, a los mencionados impresores, usurpando de manera alguna su derecho exclusivo. Se prohíbe a cualquier persona reimprimir este libro sin el conocimiento de los mencionados impresores durante un período de cinco años completos, a partir de la fecha que figura abajo. Que sobre aquel que atiende estas palabras mías recaiga la bendición del bien. Estas son las palabras de quien lo demanda por la gloria de la Torá, en este día, martes —el día en el cual el Creador vio dos veces que “es bueno”6 — de la Sección Semanal Tavó, en el año פדותינו ([5]556) del [sexto] milenio.

El insignificante Meshúlam Zusil de Anípoli

Del célebre Rabí y jasid, hombre Divino,
de santo renombre, nuestro maestro
Rabí Iehudá Leib Hakohén.

La sabiduría del hombre ilumina la faz de la tierra — cuando uno ve los manuscritos del autor, el Rabí y Gaón, este hombre Divino, santo y puro, piadoso y humilde, cuyos ocultos [poderes] han sido revelados hace mucho tiempo cuando ocupaba el sitial de la sabiduría7 con nuestro señor, amo y maestro, el Gaón mundial8 , y abrevó agua del pozo9 de las aguas vivas. Ahora se regocijará Israel10 con la revelación de sus sagradas palabras que fueron compiladas como preparación para la imprenta, para enseñar a la nación de Di-s las sendas de la santidad, como cualquiera podrá percibir en el sentido interior de las palabras [del autor].

Aquello que es de conocimiento común no requiere prueba, pero ante el temor del perjuicio, para que no se cause daño a los impresores, por la presente expreso una firme advertencia —que ningún hombre levante su mano o su pie para imprimir [el Tania] durante un período de cinco años a partir de la fecha que figura abajo. Que sobre aquél que atiende estas palabras mías recaiga la bendición del bien. Estas son las palabras de quien así habla por la gloria de la Torá, en este día, martes de la Sección Semanal Tavó, en el año 556 del [sexto] milenio.

Iehudá Leib HaKohén

Notas al Pie
1. Según una tradición originida en el Míteler Rebe , hijo del autor del Tania , el Alter Rebe escribió su obra durante 20 años, revisando, añadiendo y eliminando, examinando críticamente cada palabra y letra, de manera que no faltara ni hubiera alguna superflua. Sólo entonces permitió que se copiara y difundiera. Las numerosas copias y copistas, sin embargo, introdujeron errores en el texto (a veces premeditadamente). Fue entonces que el Alter Rebe envió a Rabí Moshé Vilenker , Rabí Pinjás de Shklov y Rabí Itzjak Moshé de Yass a estos dos tzadikím para consultarles acerca de la impresión del Tania y pedir su aprobación. Ambos expresaron gran entusiasmo. Rabí Iehudá Leib dijo: “Es un incienso para contrarrestar todas las plagas espirituales que acosan a las generaciones previas a la venida del Mashíaj”. Rabí Zusil predijo: “El pueblo judío saldrá a recibir al Mashíaj con el Tania ”.
2. Véase Iebamot 49b.
3. Escribir el Tania.
4. El primero era yerno del Alter Rebe y padre del tercer Rebe, el Tzemaj Tzedek ; el segundo era Rabí Mordejái Gorowitz , el imprentero de Shklov.
5. De Génesis 41:44. Es decir, “se tome la libertad”.
6. Ibíd. 1:10, 12.
7. De II Samuel, 23:8.
8. El Maguid de Mezritch , autoridad en la Torá.
9. Algunos interpretan “del pozo/מבאר” como una alegroría a Rabí Abraham, el hijo del Maguid de Mezritch, cuyo nombre se escribe con las mismas letras (אברם) .
10. Alusión al Baal Shem Tov , llamado Israel.

 

Extraído del libro Tania Completo, de la Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana
© Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana. Prohibida su reproducción total o parcial sin autorización escrita de la Editorial. Derechos Reservados.
COMPARTIR
Artículo anteriorTehillim Diario Capítulos 90 – 96
Artículo siguienteLa ruta del éxito

El contenido de esta página es producido por Chabad.org, y es propiedad intelectual del autor y / o Chabad.org. Si te ha gustado este artículo, te animamos a distribuirlo, a condición de que usted no cambiara ni alterara cualquier parte de ella, y que incluya esta nota, el crédito del autor y un enlace a chabad.org.

Jabad es una filosofía, un movimiento, y una organización. Se considera que es la fuerza más dinámica en la vida judía en la actualidad. La palabra ” Jabad ” es un acrónimo hebreo de las tres facultades intelectuales de jojmá , sabiduría, binah – comprensión y daat – conocimiento.